Accede a nuestras Descargas Privadas

FINC, 4ta Edición – Scott Besley

FINC, 4ta Edición – Scott Besley

FINC, Cuarta Edición.

¿Qué son las finanzas?

En términos simples, el término finanzas se refiere a las decisiones que tienen que ver con el dinero. Las decisio­nes financieras tienen que ver con las diversas formas empleadas por las empresas, los gobiernos y las personas para recaudar y utilizar el dinero. Para tomar decisiones fi­nancieras sólidas, se deben comprender tres conceptos ge­nerales pero razonables. En igualdad de circunstancias, 1) se prefiere más que menos valor; 2) cuanto más pronto se recibe el dinero, más valioso es, y 3) los activos menos riesgosos tienen mayor valor (son preferibles) que los más riesgosos. Estos conceptos se analizan con detalle más ade­lante en el libro.

Por el momento, podemos afirmar que las empresas que toman decisiones pensando en estos con­ceptos pueden ofrecer a los clientes mejores productos a precios más bajos, pagan sueldos mayores a los emplea­dos y, aún así, proporcionan mayores rendimientos a los inversionistas. En general, la adecuada administración fi­nanciera contribuye a incrementar el bienestar tanto de los individuos como de la población en general.

Aunque en este libro se hace hincapié en las finanzas empresariales, descubrirá que los mismos conceptos que aplican las empresas cuando toman decisiones acertadas pueden utilizarse para tomar decisiones relacionadas con las finanzas personales. Por ejemplo, considere la decisión que tendría que tomar si ganara un premio de $105 mi­llones en la lotería estatal.

¿Qué elegiría: un pago hoy por una suma global de $54 millones o un pago de $3.5 millo­nes cada año durante los próximos 30 años? ¿Qué debería elegir? En el capítulo 4 se estudian las técnicas del valor del dinero en el tiempo que las empresas utilizan para to­mar decisiones de negocios. Estas mismas técnicas pueden utilizarse para responder a esta y otras preguntas que se relacionan con las finanzas personales.

Otras formas de organización empresarial

En Estados Unidos existen tres formas principales de orga­nización empresarial:

1) empresas de propiedad individual, 2) sociedades y 3) corporaciones. En términos porcentua­les, 70-75% de las empresas funcionan como propiedad individual, 8-10% son sociedades y el restante 15-20% son corporaciones.

Sin embargo, con base en el valor de sus ventas, alrededor de 83% de todos los negocios lo rea­lizan las corporaciones, mientras que el restante 17% lo generan las empresas de propiedad individual (3-4%) y las sociedades (13-14%).’

En virtud de que la mayoría de los negocios está en manos de las corporaciones, en este libro nos centraremos en esta forma de organización. Sin em­bargo, es importante comprender las diferencias entre las tres formas principales de organización empresarial, así como las formas “híbridas” conocidas que han evolucio­nado a partir de las formas primigenias.

¿Qué metas deben perseguir las empresas?

Con base en su forma de organización, las metas princi­pales de una empresa pueden diferir ligeramente de las de otra. Pero, en general, cada empresario quiere que el valor de su inversión en la empresa aumente. El dueño de una empresa de propiedad individual tiene control directo so­bre su inversión en ella, porque él es su propietario y quien la administra.

En consecuencia, podría optar por trabajar tres días por semana y jugar golf o ir de pesca el resto de la misma, siempre que el negocio crezca y él esté satisfecho con ese tipo de vida. Por otro lado, los propietarios (accio­nistas) de una corporación tienen muy poco control sobre sus inversiones, porque por lo general no manejan el nego­cio.

En vista de que no participan en las decisiones cotidia­nas, estos accionistas esperan que los gerentes que dirigen la empresa lo hagan pensando en lo que más le conviene a los propietarios.

Los inversionistas adquieren las acciones de una cor­poración, porque esperan obtener un rendimiento acepta­ble sobre el dinero que invierten. Debido a que sabemos que ellos quieren incrementar su riqueza tanto como sea posible, si todo lo demás permanece sin cambio, se desprende que los gerentes deben comportarse de una mane­ra que incremente el valor de la empresa.

Por esta razón, a lo largo del libro se parte del supuesto de que la meta principal de la gerencia es la maximización de la riqueza o pa­trimonio de los accionistas, lo cual, como veremos, se traduce en maximizar el valor de la empresa, determinado por el precio de sus acciones comunes. Por supuesto, las em­presas tienen otros objetivos.

Contenido:

Parte 1. Introducción a la administración financiera
1. Perspectiva general de la administración financiera

Parte 2. Conceptos básicos de administración financiera
2. Análisis de estados financieros
3. El entorno financiero: Mercados, instituciones y banca de inversión
4. Valor del dinero en el tiempo

Parte 3. Valuación de activos financieros
5. El costo del dinero (Tasas de interés)
6. Bonos (Deuda): Características y valuación
7. Capital accionario (Acciones): Características y valuación
8. Riesgo y tasas de rendimiento

Parte 4. Valuación de activos reales (presupuesto de capital)
9. Técnicas de elaboración del presupuesto de capital
10. Flujos de efectivo y riesgo de los proyectos

Parte 5. Costo y estructura de capital
11. El costo de capital
12. Estructura de capital
13. Distribución de las utilidades retenidas: Dividendos y recompra de acciones

Parte 6. Administración del capital de trabajo
14. Política del capital de trabajo
15. Administración de activos a corto plazo
16. Administración de pasivos a corto plazo (financiamiento)

Parte 7. Planeación estratégica y decisiones de financiamiento
17. Planeación financiera y control financiero

Apéndice A. Cómo usar hojas de cálculo para resolver problemas financieros

Descargar PDF Descargar EPUB Descargar RAR

Formato:  pdf Comprimido:  rar5 Peso:  10 MB Lenguaje:  Español

Sin comentarios.

Deja tu Comentario